Estamos en la época de las jornadas de puertas abiertas, los papás y las mamás empiezan a ir a los colegios para elegir en cuál estará mejor su hijo/a y los pequeños empiezan a hacerse preguntas e incluso algunos empiezan a tener pánico a septiembre y la incorporación al colegio. ¿Por qué no utilizar un libro en el que una niña es la protagonista, la qué se hace las preguntas y la qué descubre que el colegio es una maravilla?

Hoy leemos «¿Quién odia el cole?» un libro escrito e ilustrado por Montse Domenech Garrido y editado con Babidi-Bú , Montse es la autora de la página «Cuentos de Pan y Pimiento» (click aquí), una página en la que podréis disfrutar de literatura infantil y preciosos cuentos con vuestros pequeños y donde podréis adquirir este precioso libro. 


«¿Quien odia el cole?» nos acerca a Alejandra, una niña de 3 años nos cuenta en primera persona que tiene que empezar el colegio pero que le da un poco de miedo porque ha escuchado a los mayores hablar de ese proceso y si papá y mamá están tan preocupados ¿será un lugar peligroso? ¿olerá mal como una mofeta? Y es que Alejandra suele ir a sitios divertidos con sus padres: al parque, a la feria, a la playa, al campo… ¡Qué misterio! ¿Cómo será el cole? Alejandra descubrirá que no tenía porque preocuparse, es un lugar lleno de color, donde sobran los juguetes, hay una pizarra enorme para pintar con tizas, muchos niños y niñas a los que conocer y una seño que nos ayuda en todo lo que necesitan.

Cuando el niño/a se incorpora a la escuela, sufre una separación importante porque se rompe ese lazo afectivo con la figura de apego, dando lugar muchas veces a un conflicto. El nuevo centro escolar es el gran desconocido y es responsabilidad de familias y educadores la organización de  un adecuado periodo de adaptación para que estos tiempos de escuela sean asumidos por el niño/a sin grandes dificultades


Montse ha sabido plasmar el miedo de los pequeños/as cuando se acerca esta etapa, así como el comportamiento de la mayoría de los padres ya que a veces no nos damos cuenta y hacemos algún comentario del tipo «¿qué tal le irá en el cole? ¡qué pena que tenga que empezar ya!». Esto puede dar inseguridad a nuestros hijos/as ya que son niños pero eso no significa que no se enteren de nada y es que son personas que escuchan todo lo que se dice a su alrededor. Este cuento que está formado a veces con rima y otras con prosa y narrativa consigue a través de una experiencia personal, la de Alejandra,  resolver divertidas dudas de los niños/as y nos hace ver que el cole no es tan feo como pensábamos que en él podemos divertirnos y aprender un montón.
Las ilustraciones están llenas de expresividad y repletas de pequeños elementos que le aportan al cuento un punto divertido y harán que los lectores no puedan evitar identificarse con Alejandra dándose cuenta que el colegio no puede ser un sitio tan feo si tiene todas esas cosas que ella nos cuenta. 

Añadido a todo esto podemos encontrar al final del libro un código QR para reproducir el cuento en Lengua de Signos Española (LSE), esto ha sido posible gracias a APROSOJA y a Ana Belén Jiménez Medina, intérprete de LSE. Un cuento que fomenta la diversidad y que nos aporta una gran ayuda para poder utilizarlo con alumnado con deficiencia auditiva.
Y si os parece poco, todavía hay más, Montse ha querido añadir una serie de actividades  de animación a la lectura para trabajar después del cuento, actividades como el rap del cole, un pequeño laberinto,  una actividad de asociación de imágenes con actividad y una serie de preguntas para comentar el cuento y hablar sobre todo lo que trabaja. 
Pero, ¿qué más podemos trabajar?

– La Rima. A través de la rima nos pone en sobreaviso sobre lo que puede haber en el colegio pero también nos resuelve lo que hay. A partir de ellas podríamos crear nuestras propias rimas locas sobre el colegio, Alejandra nos cuenta «¿Habrá monstruos? ¿O mocos pegajosos? ¿Será un lugar peligroso? ¡¡¡Jo, caracoleta!!! ¿es que hará falta escopeta?» ¿No os parecen super divertidas? Podríamos crear un montón más como estas para nuestro rincón de rimas del aula, lo que favorecerá la memorización, el desarrollo del lenguaje y la posibilidad de seguir creando rimas cuando trabajemos otros temas.

– Conocimiento del entorno de los alumnos/as. Algo que nos enseña Alejandra en el libro es su entorno más cercano, los lugares a los que va con su familia y en los que ella es muy feliz. Utilizando esto podríamos hablar sobre los lugares a los que vamos con nuestras familias, debido a la gran diversidad que encontramos en las aulas nos saldrán lugares que todos visitan y lugares un poco más especiales a los que no todos tienen que haber ido por ejemplo la piscina, el cine, el parque de atracciones, entre otros. Esto favorecerá el conocimiento del grupo, el acercamiento entre compañeros y las relaciones entre ellos. 
– Emociones. A lo largo de la historia Alejandra nos muestra muchas emociones diferentes que va sintiendo en este proceso de adaptación al inicio escolar, siente miedo, nervios, preocupación, sorpresa, felicidad, cansancio… Estas emociones no tienen porque ser conocidas por nuestros pequeños de tres años pero nos pueden ayudar a conocer que les preocupa, que les da miedo o que le produce felicidad y sorpresa. 

A partir de esto podemos enseñarles la expresión más común para estas emociones, trabajar en el aula porque nos sentimos así y aprender a tener un control emocional que nos permita adaptarnos a cualquier situación. En la infancia está la base de la Inteligencia Emocional y  esto puede hacer adultos con autocontrol u adultos a los que cualquier situación pueda sobrepasarles.


– Busca y encuentra juguetes. Una actividad que les encanta a los más pequeños es la de buscar en los libros elementos previamente dados y en este libro tenemos la suerte de que aparece una serie de elementos por los que ellos sienten debilidad: los juguetes. Crearemos una serie de tarjetas con las imágenes de los juguetes que parecen en el cuento y ellos, en grupos tendrán que ir buscando esos elementos y saber que juguete es. 

– Creación de una lista de cosas positivas y negativas del colegio. Todos los niños/as ven cosas positivas y negativas de todo, al igual que los adultos. El colegio debería ser un lugar en el que ellos se sientan seguros y felices por este motivo es importante saber que cosas les gustan y que cosas les gustan menos, para ello a través de los miedos y dudas de Alejandra podríamos crear una lista de «Lo que más me gusta del cole/lo que menos me gusta del cole» con la que podremos conocer a cada alumno, sus miedos e inseguridades y así conseguir adaptarnos a cada uno de ellos, favoreciendo su sentimiento de pertenencia al grupo y de comodidad en el aula. 


Como podéis ver este libro es totalmente necesario en el período de adaptación y todas las familias y docentes de infantil deberían tenerlo y poder utilizarlo ya que a través de la literatura infantil y de un modo lúdico podemos llegar al corazoncito de nuestros pequeños/as y hacer que se aleje de ellos ese miedo a la escuela. 

Si quieres comprar este libro porque te encuentras en ese momento de elección del cole y quieres ir preparando a tu pequeño/a o porque sabes que algún día te tocará el aula de 3 años y la preparación del período de adaptación y no sabes como afrontar el inicio, sólo tienes que ir a la página de la editorial (click aquí), pedirlo en cualquier librería o ponerte en contacto con la autora del libro (click aquí).

+ INFO:
Título: ¿Quién odia el cole?
Autor/a: Montse Domenech Garrido

Ilustrador/a: Montse Domenech Garrido
Editorial: Babidi-bú
ISBN: 978-84-16777-81-5

3 comentarios en «¿Quién odia el cole? Un libro para el período de adaptación»

  1. Unknown dice:

    Muchísimas gracias por tu aportación sobre mi libro, yo no lo hubiera descrito mejor. ¡Me alegra saber que te ha gustado! Y sobre todo ver hasta que nivel lo has sabido exprimir, ¡toda una profesional, si señor!

    Responder
  2. justinne dice:

    Magnífica reseña. Un cuento muy completo, lleno de valores, diversión y con el que los niños se pueden encontrar totalmente identificados; de ahí su cariño hay Alejandra.

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *